España y Francia hablan de los proyectos de interconexiones eléctricas y del hidroducto


España y Francia hablan de los proyectos de interconexiones eléctricas y del hidroducto

París, 13 feb (.).- La ministra española de la Transición Ecológica, Teresa Ribera, habló este martes en París con el ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, sobre los proyectos de futuras interconexiones eléctricas y del hidroducto entre Barcelona y Marsella, pero sin avances concretos.

«Creo que hay una convicción respaldada por los dos gobiernos sobre lo bueno que resulta disponer de esas mayores interconexiones», no sólo para cumplir los objetivos europeos, sino también para un uso «más eficiente, más inteligente de los recursos», explicó Ribera en declaraciones a la prensa en París.

La vicepresidenta española, que participó al igual que Le Maire en una reunión ministerial organizada con ocasión del 50 aniversario de la Agencia Internacional de la Energía (AIE), no dio respuestas concretas a las preguntas sobre en qué plazo se pueden esperar las nuevas interconexiones eléctricas o por qué puntos de los Pirineos pasarían.

Admitió que «el problema que estábamos enfrentando en este momento es que había quien pensaba que debía retrasarse hasta mucho más adelante. Y la primera cuestión es ¿siempre hay que retrasar las interconexiones con España? No tiene sentido. Veamos cuál es el calendario realista, cuáles son los mejores trazados» y cómo evitar las dificultades técnicas, sociales o ambientales.

Y todo eso requiere «un estudio en detalle» que no se ha podido hacer en el encuentro con Le Maire.

Sobre los planes para crear un conducto para intercambios de hidrógeno entre los dos países por el Mediterráneo, Ribera se limitó a señalar que «es importante entender de qué estamos hablando en términos de calendario, de reparto de costes, de la inversión necesaria».

En la actualidad se está construyendo una interconexión eléctrica submarina entre Francia y España por el golfo de Vizcaya, con la que cuando entre en servicio para 2028 las capacidades de intercambio serán de 5.000 megavatios.

Eso representará alrededor del 5 % de la capacidad de generación instalada en España, es decir, sólo la mitad del objetivo que se había fijado la Unión Europea para 2020, y que debía subir al 15 % para 2030.

Francia lleva años frenando la materialización de nuevos proyectos y los dos países contemplan dos, pero se encuentran en una fase de estudios muy preliminar.

En cuanto al proyecto hidroducto BarMar para transportar hidrógeno obtenido con energías renovables o nuclear, son los gestores de redes de gas los que han centrado los estudios de viabilidad, con la vista puesta en una posible entrada en servicio en el horizonte de 2030.

(foto) (vídeo)

Fuente

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *

Кнопка «Наверх»